A + A  diseño
joyas-arte y esculturas-joya
diseño de
joyas-arte y esculturas-joya
 
 
 
 
PIEZA DE PASTELERÍA
 
Técnica: bronce patinado.
Longitud de la base: 14,5 cm. Altura: 11 cm. Peso: 1.500 g. aprox.
 
Técnica: aluminio.
Longitud de la base: 14,5 cm. Altura: 11 cm. Peso:  g. aprox.
 
Sobre un lecho amoluscado, blando y lobulado, que se estremece bajo su peso, el huevo se balancea
rítmicamente bajo la voluntariosa y entusiasta succión ventosa de un tortugoide de prietas nalgas aglandadas,
de tetillas abiberonadas que lo amarran en un derrame tan delicado como firme, y todo se va fundiendo y
confundiendo entre sí sí sí.
La versión patinada (se impone la necesidad del blanco huevo, sutilmente carnoso) es delicada y recomendable
sólo para disfutadores visuales. Para los táctiles se sugiere una versión en metal pulido. Si es en bronce, la piel
de la pieza es la misma que la del Objeto surrealista. En aluminio es mucho más ligera y pop, de aire koonsiano.
También se presta a soportes comestibles de diversos atractivos, tanto por su blandura aromática (mazapán con
un toque de agua de azahar, o preparado para yemas de Santa Teresa), por su brillo (azúcar glaseado) o por su
propensión a derretirse (chocolate, preferentemente blanco). Un acto estético de vánitas sensual, reservado
únicamente a sofisticados connoisseurs del mundo del arte, consistiría en contemplar, sin -por supuesto- tocarlo,
cómo se va fundiendo bajo una fuente de calor hasta convertirse en un charco viscoso de materia amorfa.